Dia de los Trabajadores

La Masonería Argentina recuerda hoy el 1º de Mayo de 1886 como el día
Internacional del Trabajo, que es el comienzo de la huelga general en la
Ciudad de Chicago, convocada por los trabajadores nucleados en la Noble
Orden de los Caballeros del Trabajo y la American Federation of Labor,
donde se efectuaron diversos reclamos de orden sindical, entre ellos "la
jornada limitada de labor de ocho horas diarias y 48 horas semanales",
que era una vieja lucha encarada desde la oscuridad de los tiempos por
la masonería.- 

Los gremios medievales integrados por masones, ya tenían en sus
estatutos la jornada limitada de labor de 8 horas diarias, y 48 horas
semanales y el descanso semanal obligatorio. La humanidad tardó 1.000
años en universalizar esos derechos.- 
 La huelga general desembocó, tres días después, en la Revuelta de
Haymarket.. En esa plaza se concentraron miles de personas que fueron
reprimidas por policías uniformados. Centenares de trabajadores fueron
detenidos, golpeados y torturados.- 

Los dirigentes obreros fueron sometidos a un juicio de trámite
discutido. El patriota cubano y hermano masón José Martí,
corresponsal en Chicago del diario La Nación de Buenos Aires, puso en
duda la imparcialidad del Tribunal que los Juzgaba y la veracidad de los
testimonios.- 

Cuatro trabajadores fueron condenados a muerte y otros tres fueron
condenados a penas de prisión en condiciones muy duras.- 

Las condenas fueron ejecutadas el 11 de noviembre de 1888, que se los
recuerda como "Los mártires de Chicago" 

El Congreso Obrero Socialista celebrado en París en 1889, que
estableció el 1° de mayo como Día Internacional de los Trabajadores.
En argentina se conmemoró por primera vez el día el 1 de mayo del año
1890 en "El Prado Español", como jornada de homenaje a la dignidad
humana, uno de los principios esenciales de la Masonería Universal. 

Durante el siglo veinte, los trabajadores lucharon por sus derechos,
logrando poner fin a situaciones de injusticia y equidad, no obstante
ello, nuestro país aún no ha saldado su deuda social.- 

Más del 30 % trabaja en la informalidad, en condiciones de
sobreexplotación. A esto se suma el trabajo esclavo de los talleres
textiles, que no solo alcanza a los sectores más pobres de nuestro
país, sino también a personas provenientes de países hermanos de
América Latina. 

Uno de cada cinco jóvenes, pertenecientes a los sectores más bajos en
la distribución de ingresos no trabaja, ni estudia, lo que los aleja de
cualquier chance de acceder a trabajos registrados. 

En Argentina sigue latente un escenario de exclusión en el mercado
laboral. La lucha por la Justicia Social no ha concluido. 

En esta nueva conmemoración del Día de los Trabajadores, la Masonería
Argentina se une a todos los trabajadores, a sus gremios y sindicatos,
reafirmando su compromiso, golpeando nuestro mazo sobre la piedra, para
construir el edificio social y así aportar desde nuestro espacio a un
país que garantice el acceso al trabajo digno de sus habitantes. 

En Buenos Aires, en la jornada del trabajo de 2016.  

Nicolás Breglia
Gran Maestre