A 80 años del bombardeo de Guernica

La Gran Logia de la Argentina de Libres y Aceptados Masones recuerda hoy el 80 Aniversario del Bombardeo de Gernika, ejecutado por la aviación nazi en el contexto de la Guerra Civil Española. El siglo XX ha pasado a la Historia por la enorme evolución y desarrollo de las ciencias, la tecnología y las humanidades, relacionadas todas ellas, con los principios de Libertad, Igualdad y Fraternidad.

Pero también fue el siglo de grandes catástrofes para la humanidad, entre ellas dos guerras mundiales, eliminaciones étnicas sistemáticas, guerras localizadas y un sinfín de otras atrocidades.

El bombardeo de Gernika, que inspiro a Pablo Picasso para pintar el cuadro homónimo, se inscribe en los anales de la Historia como el anticipo de lo que ocurriría después en la Segunda Guerra Mundial y es la muestra de los fanatismos y dogmatismos expresados en la acción.

Los vencedores en la Guerra Civil Española fueron señores de la vida y de la muerte de todos los pueblos que integran España y mandaron al Oriente Eterno a muchos hermanos masones, vascos, gallegos, catalanes, andaluces, castellanos y aragoneses.

Muchos de los que se salvaron llegaron a nuestra Nación y la Masonería Argentina abrió sus puertas para cobijarlos y enriquecerse con sus saberes y experiencia.

Innumerables logias se constituyeron a su influjo y su herencia pervive en nuestros talleres de las que son una vertiente fundamental en relación con el Laicismo y el Librepensamiento. Hoy 26 de Abril, recordamos un año más de esta calamidad, que no sólo destruyó Gernika sino que además se prolongó en el tiempo por más de 50 años. La memoria histórica sigue viva en la Argentina y muchos de sus hijos y sus nietos son hoy orgullos miembros de nuestras Logias. Reafirmamos nuestro compromiso con los ideales de Libertad, Igualdad y Fraternidad de los hermanos masones que perdieron la vida en esa guerra fraticida y ratificamos nuestro compromiso con la Tolerancia y el Librepensamiento, que están en las antípodas del fanatismo y el dogmatismo de cualquier clase. La Masonería Argentina, acompaña esta recordación que debe servir como lección permanente de la Historia, para que no se repita NUNCA MÁS.